Chocolate con frutos secos

Chocolate-frutos-secos-tostados

Esta receta de chocolate con frutos secos es de las más simples que existen, pero el producto terminado es muy sofisticado. Aun con todos los chocolates gourmet que hay en el mercado, te retamos a encontrar uno tan delicioso como este, con el atractivo añadido de que puedes hacerlo exactamente a tu gusto.

Nuestra base preferida es el chocolate con un 72 % de sólidos de cacao (con o sin azúcar). Nos gusta tostar nosotros los frutos secos porque saben inmensamente más ricos que los que se compran en el supermercado y porque además algunos de nuestros favoritos no los encontramos tostados habitualmente (pistachos, anacardos, nueces pecanas). Nos encanta añadirle arándanos secos porque le dan un toque ligeramente ácido que contrasta de maravilla con el resto de los ingredientes, y porque no nos podemos resistir a su llamativo color rojo al lado del tono verde del pistacho.

Y finalmente, nos encanta espolvorear la tableta de chocolate resultante con escamas de sal molidas (con moderación, como explicaremos después), porque hacen que el sabor de todo el conjunto se eleve exponencialmente.

Frutos secos: ¿saludables?

Los frutos secos son muy buenos para la salud, siempre que los tomemos en pequeñas cantidades (hasta 30 gramos cada día) para no pasarnos de calorías, y nos aseguremos de que no están fritos ni cargados de sal.

Junto con la fruta, son uno de los tentempiés más saludables que podemos tomar. Los frutos secos tienen un efecto beneficioso sobre el corazón, ayudan a reducir el colesterol y la inflamación y son una buena herramienta para prevenir la obesidad.

Se aconseja comer los frutos secos al natural o tostados. Fritos no son tan recomendables desde el punto de vista nutricional, tanto por la sal que suelen llevar como por las grasas adicionales de la fritura.

Es bastante habitual que, al comprar frutos secos, la mayoría de las opciones disponibles sean de frutos secos fritos; en segundo lugar, crudos; y solo en algunos casos, tostados. Estos últimos son los que nosotros preferimos, porque aúnan el ser saludables con la intensidad de sabor que les da el tostado. Pero no siempre son fáciles de encontrar, por eso solemos tostarlos nosotros.

Formas de tostar los frutos secos

Los frutos secos se pueden tostar en el horno, en la sartén, incluso en el microondas. Si no me crees, haz la prueba y pon un puñado de frutos secos crudos en un plato en el microondas durante periodos de medio minuto hasta que adquieran un color tostado suave. Deja enfriar y comprobarás que no están nada, nada mal. En cualquier caso, nuestra forma favorita de tostar los frutos secos es en el horno porque hacemos cantidades bastante grandes, y en el horno controlamos bien que no se quemen y que queden en el punto exacto que preferimos.

En casa consumimos muchos frutos secos. En el día a día hemos sustituido los dulces por frutos secos, los comemos solos, los mezclamos con chocolate negro en esta receta, los añadimos a ensaladas y otros platos. Así que cuando los tostamos, solemos hacer dos bandejas para aprovechar el horno.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que diferentes frutos secos necesitan tiempos distintos de cocción. Por eso, si quieres poner dos o más tipos en la misma bandeja de horno, no los mezcles. No hay nada peor que comprobar que los pistachos se están quemando mientras que las almendras aún están crudas, pero no puedes separar unos de otros. Si quieres usar una sola bandeja, pon cada tipo de fruto seco en una esquina diferente, de tal forma que puedas sacar unos de la bandeja en caso necesario y darle más cocción al resto.

Pistachos tostados

En general es mejor poner los pistachos en una bandeja aparte en cualquier caso, ya que sí o sí van a estar tostados antes que los demás.

Derretir el chocolate

En cuanto al chocolate, en un post reciente te explicamos cómo derretirlo para estas fresas cubiertas de chocolate. Se puede hacer al baño María o en el horno, pero la forma más sencilla es en el microondas.

Chocolate derretido

Derretir el chocolate es muy fácil y tiene dos reglas de oro: no te pases con la temperatura, o las grasas se separarán; y procura que no le entre ni una gota de agua, o corres el riesgo de que se eche a perder.

Si lo haces en el microondas, es incluso mejor si utilizas la potencia media, al 50 %, y de esa manera te aseguras de que no se derrite demasiado rápido.

chocolate-con-frutos-secos-arándanos

Chocolate con frutos secos

5 de 1 voto
Tiempo de preparación 10 min
Tiempo de cocción 35 min
Plato Postre
Raciones 3 tabletas

Ajusta las cantidades de los ingredientes usando los botones:

Ingredientes
  

  • 300 gr chocolate negro (mínimo 72 % sólidos de cacao) o tu chocolate favorito. Puede ser sin azúcar
  • 250 gr frutos secos al natural sin cáscara: pistachos, nueces pecanas, avellanas, almendras, anacardos, o tus favoritos
  • 50 gr arándanos secos o pasas
  • Escamas de sal

Elaboración paso a paso
 

Tostado de los frutos secos

  • Coloca los frutos secos en el horno en bandejas. Puedes usar la misma bandeja para todos, pero no los mezcles, para poder retirarlos según se vayan tostando. Te recomendamos que si utilizas pistachos los pongas en una bandeja diferente, ya que son los más pequeños y se tuestan siempre antes que los demás.
  • Programa 180 ºC con Turbo, 35 minutos. Pon un avisador para echar un vistazo cuando hayan pasado 20 minutos.
  • Sigue mirando a intervalos de 3 minutos y no te despistes. Si los frutos secos tienen piel puede ser difícil saber cuándo están en su punto: en caso de duda, saca uno, espera unos segundos a que se enfríe y pruébalo.
  • Cuando ya estén casi en su punto, no te despegues de su lado. La diferencia entre un fruto seco tostado y uno quemado es sutil.
  • Retira las bandejas del horno y deja enfriar.
  • Añade los arándanos y mezcla.

Chocolate

  • Parte las tabletas de chocolate en cuadraditos del mismo tamaño y ponlos en un recipiente apto para microondas. Programa el microondas al 50 % de su potencia y empieza con intervalos de dos minutos. Remueve después de cada intervalo.
  • Cuando empiece a derretirse, pasa a intervalos de 30 segundos. Remueve tras cada intervalo y comprueba el punto.
  • Cuando lo que queda por derretirse es poco, no vuelvas a meter al microondas, sino remueve y deja que se termine de hacer con el calor residual.
  • Coloca papeles de horno sobre la mesa. Puedes hacer una tableta gigante, dos grandes o tres más pequeñas. Extiende el chocolate fundido sobre el papel y distribuye por encima los frutos secos uniformemente. Asegúrate de no haber olvidado los arándanos. Termina con un ligero espolvoreado de sal en escamas molida.
  • Si tienes prisa por consumirlo, coloca el papel en un tupper grande o bandeja antes de poner el chocolate y los frutos secos, para luego colocarlo en la nevera. Esto también es útil si te gustan las tabletas más gruesas: la bandeja le da un límite al chocolate para expandirse.
Keyword Chocolate
¿Te ha gustado esta receta?¡Cuéntanos qué te parece!

Share on whatsapp
Share on twitter
Share on pinterest

Deja un comentario

Tu valoración




¡Suscríbete!
Puedes cancelar tu suscripción en cualquier momento.
Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales: suscripción a Newsletter informativa.
Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir tus datos escribiendo a info@hornodevapor.com
Al hacer click, manifiestas tu conformidad a que la información que nos facilitas sea procesada de acuerdo con nuestra política de privacidad y la de nuestro gestor de correo MailerLite.
Buscar